Dental Tribune Spain

Una mala salud oral multiplica por dos el riesgo de ataque cardiaco

September 30, 2020

Entre el 80%-90% de los procesos cardiacos se pueden prevenir con un estilo de vida saludable. El riesgo de muerte por infarto aumenta con cada diente perdido.

Con motivo del Día Mundial del Corazón, que se celebró el pasado 29 de septiembre, el Consejo General de Dentistas recuerda que una mala salud oral aumenta las probabilidades de tener problemas cardiacos. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), cada año mueren en el mundo 17,9 millones de personas a causa de la enfermedad cardiovascular y se estima que la cifra ascenderá a 23 millones en 2030.

Las enfermedades cardiovasculares son la primera causa de muerte en España, con una tasa media de 230,5 fallecimientos por cada 100.000 habitantes, según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). La hipertensión, el colesterol alto, la diabetes, la enfermedad periodontal, el sedentarismo, una dieta poco saludable, y el tabaco y el alcohol, son los principales factores de riesgo cardiaco. Controlándolos se podrían prevenir entre el 80%-90% de las muertes prematuras.

Conexión boca-corazón

Las bacterias orales afectan a las paredes de los vasos sanguíneos, provocando una respuesta inflamatoria en el organismo. Esto es debido a que se liberan sustancias llamadas mediadores inflamatorios, los cuales pueden dañar la pared de las arterias, facilitando la formación de placa (ateromas) que tapona las arterias y da lugar a una patología cardiovascular (infartos de miocardio). 

Las personas con enfermedad periodontal tienen el doble de riesgo de fallecer de un ataque cardiaco y tres veces más posibilidad de sufrir un derrame cerebral. En España, 8 millones de personas padecen enfermedades periodontales, como la gingivitis, de los cuales, 2 millones acusan la enfermedad de forma grave. Si la infección no es tratada a tiempo, puede extenderse al tejido y al hueso que sostienen los dientes y provocar la pérdida de piezas dentales, aumentando así el riesgo de sufrir algún problema cardiaco.

“Las enfermedades orales no solo afectan a las patologías cardiovasculares, también comparten factores de riesgos con enfermedades respiratorias, cáncer o diabetes, entre otras”, afirma el presidente del Consejo General de Dentistas, el Dr. Óscar Castro Reino. En este sentido, recuerda que “evitar el consumo de tabaco y alcohol, seguir una dieta sana y equilibrada, baja en azúcar, sal y grasas, y alta en frutas y verduras, reduce las enfermedades bucodentales y contribuye a una buena salud general”.

Asimismo, insiste en la importancia de cepillarse los dientes con pasta dentífrica fluorada, al menos, 2 veces al día y acudir a revisiones periódicas con el dentista, quien diagnosticará y tratará las patologías bucodentales que puedan incrementar el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Latest Issues
E-paper

DT Spain No. 5, 2020

Open PDF Open E-paper All E-papers

© 2020 - All rights reserved - Dental Tribune International